Promover un nuevo orden mundial digno del ser humano.

publicado a la‎(s)‎ 4 ene. 2009 3:49 por CirculoCarlista .com   [ actualizado el 4 ene. 2009 3:50 ]

CIUDAD DEL VATICANO, 1 ENE 2009.-Este mediodía, poco después de la misa celebrada en la basílica vaticana, Benedicto XVI se dirigió a los peregrinos congregados en la Plaza de San Pedro para el rezo del Angelus.

 

  El Papa felicitó el Año Nuevo a todos los presentes y a los que seguían el Angelus mediante la radio y la televisión, y aseguró que “con la gracia del Señor -y solo con ella- podemos esperar siempre nuevamente que el futuro sea mejor que el pasado”.

 

  Con el mensaje para la Jornada Mundial de la Paz, cuyo tema en 2009 es: “Combatir la pobreza, construir la paz”, “deseo -aseguró- dialogar nuevamente con los responsables de las naciones y de los organismos internacionales, ofreciendo la contribución de la Iglesia católica para la promoción de un nuevo orden mundial digno del ser humano".

 

  “Al inicio del nuevo año -dijo- mi primer objetivo es precisamente invitar a todos, gobernantes y simples ciudadanos, a no desanimarse frente a las dificultades y los fracasos y a renovar sus compromisos”.

 

  El Santo Padre señaló que “en la segunda parte de 2008 ha surgido una crisis económica de vastas proporciones. Esta crisis debe ser examinada en profundidad, como un síntoma grave que requiere intervenir sobre las causas. No basta -como diría Jesús- poner remiendos nuevos en un vestido viejo. Poner a los pobres en primer lugar significa pasar decididamente a la solidaridad global que ya Juan Pablo II había indicado como necesaria, concertando las potencialidades del mercado con las de la sociedad civil, en el constante respeto de la legalidad y tendiendo siempre al bien común".

 

  “Jesucristo -terminó el Papa-, no ha organizado campañas contra la pobreza, pero ha anunciado a los pobres el Evangelio para un rescate integral de la miseria moral y material. Lo mismo hace la Iglesia con su labor incesante de evangelización y promoción humana. Invoquemos a la Virgen María, Madre de Dios, para que ayude a todos los hombres a caminar juntos por la Vía de la paz”.

                            

Fuente: VIS 090102 (350)

Comments